Noticia

El estado australiano de Queensland celebra unas elecciones donde la derecha xenófoba puede ser decisiva

El próximo 25 de noviembre el estado australiano de Queensland, el segundo en población del país, celebra elecciones anticipadas. Tras ganar en 2015 por una ligera mayoría en escaños, y no en votos, los laboristas de Annastacia Palaszczuk han perdido hasta 3 diputados durante la legislatura que han pasado a engrosar las filas de los independientes. La pérdida del último diputado, Rick William, el 27 de octubre llevó finalmente a Palaszczuk a convocar elecciones anticipadas, teniendo en mente ampliar su mayoría actual en un segundo mandato. Según las encuestas se espera un resultado muy igualado entre los laboristas de Palaszczuk y los conservadores del Partido Liberal Nacional de Queensland. Los sondeos apuntan además a un buen resultado de la extrema derecha xenófoba de One Nation, que podría decidir el color del próximo gobierno.

Parlamento Queensland 2015

Parlamento Queensland 2015

Queensland_state_election,_2015.svg

Mapa resultado Queensland 2015

La reforma electoral aprobada en referéndum en 2016 ha comportado diversos cambios en el sistema electoral, algunos de los cuales ya se aplicarán a estas elecciones. El número de diputados crece de 89 a 93, lo que en principio podría favorecer a los laboristas; los 4 escaños extra hubiesen ido a parar a manos de los laboristas con los resultados de 2015. El sistema de voto preferencial completo pasa a ser obligatorio y por tanto los votantes tendrán que ordenar a todos los partidos en orden de preferencia, hasta ahora sólo había que ordenar los partidos que el votante quisiese. Otro cambio, pero que no se aplicará en este caso, es que la duración de las legislaturas se ampliará de 3 a 4 años.

360px-ALP_logo_2017.svgEl partido laborista logró en 2015 una ajustada victoria con 44 escaños frente a los 42 de los conservadores y el 37,5% de los votos en primera preferencia (los conservadores el 41,3%), logrando recuperar electoralmente al partido tras el descalabro de 2012 cuando los laboristas obtuvieron su peor resultado en más de un siglo (26,7%). Su líder Palaszczuk ha podido gobernar gracias al independiente Peter Wellington. Durante la legislatura las filas laboristas han perdido a 3 diputados, Billy Gordon, Rob Pyne y Rick Williams, lo que ha acabado por obligar a Palaszczuk a convocar elecciones anticipadas. La Premier de Queensland ha logrado mantenerse durante la breve legislatura como la líder más valorada. Su gestión ha estado centrado en revertir las medidas aplicadas durante el gobierno del conservador Campbell Newman, con un escaso margen al ser el estado más endeudado del país.

360px-Lnp_logoLos liberal conservadores de Tim Nicholls esperan poder recuperarse de la estrepitosa derrota de 2015 en estas elecciones, aunque el ascenso de la xenófoba One Nation podría hacerles retroceder todavía más. En 2015 el partido paso del 49,7% de los votos al 41,3% y de 78 a 42 escaños. Su líder actual, Nicholls, tiene una larga experiencia parlamentaria en Queensland de cuyo parlamento regional ha sido diputado desde 2006. En el gobierno de Campbell Newman fue ministro de Comercio y tesorero. En la oposición se ha encargado de los temas económicos hasta que fue elegido en mayo de 2016 líder de la oposición. Nicholls ha evitado durante la campaña definirse sobre si gobernaría con el apoyo de One Nation, lo que ha suscitado numerosas críticas. Pese a haber sido durante más de un año líder de la oposición Nicholls no es especialmente conocido entre la población, lo que ha sido un handicap durante la campaña.

PrintLa xenófoba One Nation, liderada a nivel nacional por la polémica Pauline Hanson, está destinada a ejercer un importante papel en el próximo parlamento de Queensland. Las encuestas apuntan a que será la tercera fuerza política y que podría conseguir varios escaños. El líder del partido en Queensland es Steve Dickson, que fue elegido diputado en 2015 por el Partido Nacional Liberal y que abandonó para liderar One Nation en la región. Los laboristas ya han rechazado públicamente gobernar con los apoyos de One Nation, en cambio los liberal conservadores han tratado de ignorar el tema. El partido ya obtuvo un buen resultado en 1998 con el 22,7% de los votos para unos años después, en 2009, desaparecer del parlamento regional.

AustralianGreensLogo_official.svgLos verdes ambicionan por primera vez lograr un escaño en el parlamento de Queensland. Las encuestas le otorgan entre el 8-10% de los votos, insuficiente en un sistema First Past The Post para lograr una amplia representación pero razonable para vencer en alguna circunscripción urbana, especialmente en Brisbane, la capital. Los ecologistas se ven fortalecidos por los últimos acontecimientos: la victoria del Sí en a consulta postal sobre el matrimonio igualitario y la elección por primera vez de una candidata verde en las elecciones especiales en el distrito de Northcote para el parlamento regional del estado de Victoria el pasado 18 de noviembre.

KAP2016logoOtro de los partidos que podría estar presente en la nueva legislatura es el Partido Australiano de Katter, plataforma nacionalista y personalista en torno a la figura del político Bob Katter, cuyo hijo, Robert Katter, es el líder del partido en Queensland. En 2012 obtuvieron 2 escaños que lograron mantener en 2015 aunque con el voto muy concentrados en esas dos circunscripciones del norte, a nivel de toda la región sólo consiguieron el 2% de los sufragios.

A %d blogueros les gusta esto: